Una mochila menos

Imagen

9 de Febrero 

Estoy en la comisaria de Iquitos. Me acaban de robar todo: pasaporte, camara, la plata para seguir, pero lo que mas duele es perder todas las fotos del viaje… Al menos tenia encima la billetera con mi DNI, con eso creo que safo. Igual, tranquilo, todo se da por alguna razon. Nadie me va a quitar la felicidad de este viaje. Aunque la denuncia en una comisaria de Peru sea peor que haber sido robado y el sospechoso dentro de poco soy yo! …

11 de Febrero

Hoy estoy con todas las pilas de nuevo! Ayer, entre denuncias y trámites, recorrí los suburbios de Iquitos, entrando en lugares que nunca imaginé, hablando con los capo mafias (las pirañas), intentando recuperar mi pasaporte (eso si que fue extremo!) y recorriendo radios (que consistían en altoparlantes en terrazas que se escuchaban a varias cuadras a la redonda) para anunciar recompensa si aparece. Ahora me voy a lo que vine: a recorrer el Amazonas, y mucho más liviano, ahora no tengo nada que me roben!!! jaja… esta noche duermo en el medio de la selva y vuelvo mañana a Iquitos. El martes salgo en una lancha que tarda 10 horas hasta Leticia, Colombia. Y adelanté el vuelo para el miércoles hacia Bogotá, para ir al consulado. Y por suerte tengo mi cámara viejita de repuesto, así que todo se va solucionando!!! Un abrazo para todos

13 de Febrero

Luego de navegar unos 600 km por el río Amazonas, finalmente llegué a la triple frontera Perú-Brasil-Colombia. La aventura se puso más interesante cuando en migraciones de Perú me indicaban que debía volver a Iquitos (600 km) para generar el papel migratorio (dado que al no tener pasaporte, y el papel de ingreso) ellos no contaban con sistema y no podían emitir un permiso de salida. Finalmente, decidí cruzar a Colombia sin ese permiso de salida, en una balsa de madera por 5 soles, (porque prefería caer preso antes que volver a Iquitos!). Me subí a una moto (acá las motos funcionan como taxis) hasta la oficina de migraciones en el aeropuerto y, por suerte, -del lado Colombiano- encontré a un oficial de migración con criterio (gracias Milton!), al cual le expliqué toda mi situación, le mostré la denuncia y me contestó “no te preocupes, yo te emito la carta andina porque te creo todo, pero tuviste suerte porque si venías mañana y estaba mi jefe, te hacía volver a Iquitos a buscar el permiso”… Ahora ya estoy instalado en Leticia, Colombia, con los papeles en orden y esperando al vuelo de mañana hacia Bogotá. Hoy me había levantado con toda la onda para que el día terminara bien, y como la buena onda, genera buena onda… todo terminó bien!… y contento de haber cruzado a Colombia!!! abrazo a todos!

 

Denuncia Policial que me tomaron en una comisaría cercana a uno de los puertos de Iquitos.

IMG_1548

 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s